Páginas

lunes, 21 de marzo de 2016

Dónde desayunar en Londres a buen precio


Seguimos en Londres y seguimos comiendo.

Si hace dos semanas os recomendaba algunos restaurantes en los que comer en la capital inglesa a buen precio, hoy tocan los desayunos y estoy segura de que os encantarán.

Cuando nos convertimos en turistas nos gusta patear las calles, ver el máximo número de sitios que nos permiten las 24 horas del día y hasta madrugamos con una alegría inusitada. Pero para ello hay que prepararse, llenar el estómago para aguantar en condiciones hasta la hora de comer. Si sois de los que al levantaros no podéis tomar más que un café, tranquilos, estas recomendaciones bien valen como plato principal para la comida y es que ya sabéis cómo se las gastan los ingleses con los breakfast.


Wetherspoon 



Empecemos por la opción más sencilla, los Wetherspoon. Memoriza su nombre. No se trata de nada espectacular, pero los hay en todas partes y te sacarán de más de un apuro. Eso sí, tendrás que estar atento ya que esta cadena de pubs, no  parece una cadena. Cada Wetherspoon tiene su propia estética y su propio nombre, así que no sabrás que estás en uno, sino buscas esa indicación por algún lugar. ¿Qué tiene de bueno? El precio y las ofertas. Tiene menús a muy buen precio a ciertas horas y cada jornada un plato del día. Alguno me matará por este comentario, pero para mí sus hamburguesas no tienen nada que envidiar a las carísimas Byron.

Pero este post es de desayunos y sí, en los Wetherspoon, también puedes tomar un típico desayuno de esos de huevos y salchichas, que, en mi caso, transformo en el lunch con una pinta. Eso sí, estad atentos a los horarios porque en su función varía la oferta de los menús para comer y cenar. Si llegas tarde puede que hayan cerrado la cocina.


Breakfast club


Vamos ahora con uno de mis favoritos y uno de los más conocidos: The Breakfast Club. Se trata de una cadena de restaurantes que se hicieron conocidos por su estética despreocupada tan de moda hoy en día. Sillas de distinto tipo y color, mesas viejas, algunas de tipo escolar de los años 80, y, según el local al que vayas, hasta lavadoras de colores y neveras Smeg. Una decoración entre los 50 y los 80. Su nombre viene de la famosa película de 1985 que en español se dio en llamar El Club de los Cinco

Su comida no está nada mal. Yo siempre he pedido platos salados como huevos, salchichas o bagels, pero también tenéis los clásicos pancakes (tortitas), fruta y ensaladas. Y es que presumen no solo de desayunos si no también de comidas, brunchs y hasta cócteles porque por las noches algunos de estos locales se transforma en pub. Aunque no las puedo valorar porque solo conozco la versión diurna de estos bares, las fiestas tienen muy buena pinta según los vídeos que cuelgan en  Instagram


Respecto al precio, lo admito, no es barato, pero tampoco excesivo si hablamos de un sitio “cool” en Londres, como es el caso. Para mí, muy recomendable. Eso sí, ojo con la hora a la que vais porque no será raro que tengáis que hacer largas colas para coger sitio, en especial si escogéis locales céntricos como el del Soho.

Si lo visitáis en verano y hace buen tiempo (ambas cosas no tiene por qué coincidir y menos en Londres) os aconsejo visitar el de Angel tiene una terraza bastante grande muy chula.


Cereal Killer Cafe


Esto no sé si se puede considerar una recomendación porque en realidad yo no he desayunado en el Cereal Killer Cafe. Sí he estado dentro y si eres un nostálgico y te gusta todo lo que tenga que ver con los 80 y 90, desde las películas a los videojuegos, te encantará este local en el que su esencia son los cereales, pero que también aprovechan para venderte todo tipo de merchandising. Los tienen de todas las clases: importados, ediciones especiales y hasta colgados por las paredes a modo de cuadro, pero debido al éxito adquirido en tan solo un par de años el precio no es precisamente asequible. Hablamos de entre 2,50 a 4,70 libras, según tipo elegido y el tamaño, que es precisamente lo que llama la atención por su escasez. A esto hay que sumar extras por los toppings y leches especiales, y la botellita es especialmente pequeña. Por tanto, un desayuno que solo llenará a los menores de 7 años. 


¿Cuál es la alternativa cutre para sacarte la foto de rigor con la que decir yo estuve aquí? Vamos, lo que viene siendo un postureo coruñés de toda la vida, pues pedirte un café para llevar. Sorprendentemente barato y bueno, te permitirá entrar, ver la decoración del local, que hay que admitir que mola mucho, y marcharte sin que te hayan dado un sablazo.


Hay dos Cereal Killer en Londres, el primero fue el de Brick Lane y su apertura no estuvo exenta de polémica, como podéis leer en este artículo, pese a lo cual llegó el segundo, en Camden. 


MK Café


Pasamos del máximo postureo al lado opuesto, un local de barrio que pasa totalmente desapercibido, el MK Café. Es uno de esos descubrimientos que viene de la mano de personas que realmente viven en Londres y no se pasan el día en sitios cool sacándose fotos. Si queréis comer a buen precio, esta es la mejor opción. Es una cafetería en el este de Londres (819 de Commercial Road) que ofrece verdaderos desayunos ingleses: eggs (huevos), bacon, beans (habas), sausages (salchichas), black pudding (morcilla), hash brown (una especie de puré de patata frito que recomiendo)… Cada “set” con tostadas por solo 4,50 libras. El café se sitúa entre los 80 céntimos y las 1,50 libras, según el tipo que quieras, un precio especialmente barato para el café en Londres.  


De nuevo, debes tener cuidado con los horarios, a diario este local cierra a las 15 horas y los domingos, el día ideal para apostar por uno de sus platos a modo de brunch, a las 14h. Pero os aseguro que vale la pena.

Si queréis probarlo pero no tenéis muy claro por qué ir al este de Londres, recordad que en la zona “pobre” de la capital británica hay lugares geniales. En Limehouse podéis daros un paseo por los canales y muelles de los Docklands y muy cerca tenéis el espectacular distrito de Canary Wharf con sus grandes rascacielos de oficinas.

¡Pues ala! Ahora ya estáis listos para patear la city. Ya me diréis si habéis probado alguna de mis recomendaciones o si tenéis otra que añadir a la lista, yo encantada de conocer sitios nuevos.

¡Que os aproveche!

2 comentarios:

  1. Muy bueno Carolina! Ojalá lo hubiese leído antes de ir a Londres.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Vaya, pues lo siento, pero Londres siempre merece otra visita. Así que, ¡te lo apuntas para la próxima! Gracias por comentar

      Eliminar